PRINCIPALES BENEFICIOS DE LA ACTIVIDAD FISICA EN TIEMPOS DE PANDEMIA

1.      BENEFICIOS FRENTE A LOS ESTADOS DE ANSIEDAD/DEPRESION

Los miedos derivados de esta situación derivada de la pandemia nos lleva a un estado de ansiedad, o incluso depresivo. Dicho estado, ya de por sí afecta a nuestra profesión, con un gran número de facultativos afectados. Al estrés del día a día de nuestras consultas, se suma a esta nueva situación que genera inseguridades (¿qué ocurrirá?, ¿a dónde vamos?, etc.) e incluso pensamientos negativos (¿conseguiré cumplir con mis responsabilidades profesionales y financieras?), propios de estados depresivos.

El ejercicio físico es un antidepresivo natural, ya que genera altos niveles de dopamina durante su práctica, por tanto, el ejercicio nos ayudará a mantenernos positivos psicológicamente. Actuará como “vacuna” ante los estados de ansiedad/depresión.

2. Beneficios cardiovasculares:

Sin duda esta pandemia y el confinamiento limitan nuestra capacidad de caminar o hacer ejercicio. Algunos viven en pisos en los cuales la movilidad es limitada.

Los beneficios del ejercicio moderado se han mostrado muy eficaces para mejorar la salud cardiovascular, y por ello se nos permite salir a hacer ejercicio físico en una franja horaria determinada.

Es importante para prevenir patologías cerebrovasculares (ictus) o cardiovasculares (anginas, infartos). Respecto a las primeras hay estudios que refieren mejoras cognitivas y de regulación cerebrovascular tras seis meses de ejercicio.

Sin duda un buen funcionamiento del sistema cardiovascular nos ayudará a prevenir patologías en circunstancias convencionales, y más aún con el coronavirus, que tiene como una de sus complicaciones graves las trombosis venosas.

3. Beneficio en la capacidad pulmonar con el ejercicio:

Refiriéndonos siempre al ejercicio moderado, que es el que recomendamos a nuestros colegas, es indudable la mejora de la capacidad aeróbica con la práctica del mismo. Es especialmente interesante la revisión sistémica de la realización de ejercicio supervisado de modo regular, frente a los que no. El número de hospitalizaciones de los segundos es mayor.

Sabemos que la Covid-19 puede derivar en neumonías, que en estadios avanzados pueden producir fibrosis pulmonares que dejarán secuelas pulmonares en el paciente. Por supuesto el tabaquismo debe ser reducido lo máximo, e incluso es un momento ideal para dejarlo por completo.

4. Beneficio para reducir y controlar el sobrepeso:

Los individuos con sobrepeso sabemos que son más proclives a tener problemas cardiovasculares. Tienen mayor propensión a formar ateromas, que pueden desembocar en isquemias agudas.

En relación a la Covid 19, se ha detectado una predilección de este virus por estos individuos, así como por los diabéticos. Esto parece deberse, a la inflamación crónica de “bajo grado” que padecen estos individuos, que se caracteriza por el aumento de determinadas citoquinas “pro inflamatorias”. Según este autor, el ejercicio cardiorespiratorio genera una cierta inmuno-protección frente a la Covid-19, al atenuar el “síndrome de tormenta de citoquinas” que experimentan los individuos de riesgo.

5. Beneficio en el aumento de las defensas del organismo:

Como comentamos anteriormente, hay una acción protectora del ejercicio frente a la Covid-19, actuando como “inmuno protector”. Queda claro, e insisto, que todos estos estudios se refieren a la práctica del ejercicio moderado.

A los que nos les gusta practicar deporte con mucha “exigencia” física se recomienda que reduzcan su umbral de entrenamiento. Si exigimos mucho a nuestro organismo (entrenos aeróbicos de larga duración, etc.) esto va a producir una bajada de defensas.

Esperamos que con estos 5 beneficios que conseguiremos mediante la práctica deportiva, nos animemos a realizarla. Siempre con moderación, si fuese necesaria bajo supervisión de especialistas del deporte y de la salud.

Recuerda que:

“mente sana en cuerpo sano”

 

Fuente: https://gacetadental.com/2020/05/beneficios-de-la-practica-deportiva-para-la-salud-97982/